Hoy ofrecemos

15

nuevas oportunidades de trabajo

Puedes crear avisos personalizados de ofertas de empleo completando el siguiente formulario, selecciona una o varias de las categorías disponibles en el menú desplegable, indica una ciudad o localización preferente, introduce un email donde recibir las notificaciones y finalmente, pulsa en Recibir Avisos.

En cualquier momento podrás cancelar el aviso personalizado pulsando en el enlace correspondiente que se incluye en cada email enviado.

NUESTRO BLOG

¡Mantén tu salud a raya en el trabajo!

¡Mantén-tu-salud-a-raya-en-el-trabajo!

Consejos básicos para hacer tu vida laboral más saludable

Discusiones por la temperatura, por el volumen de la radio o hasta por la acumulación de papeles y materiales inservibles son algunas de las batallas diarias con las que lidiamos en el trabajo. Batallas que en muchos casos derivan en dolores de cabeza, resfriados o accidentes laborales, en los casos más extremos. Sentirte cómodo en tu puesto de trabajo es una casi una obligación para prevenir consecuencias que perjudiquen tu salud.

Hay aspectos básicos que pueden ayudar al trabajador a mejorar su rendimiento y salud laboral. Principalmente, uno de ellos tiene que ver con la ergonomía, es decir, como se adapta el espacio al ser humano. Los expertos recomiendan que sea el espacio el que se amolde a ti y no al revés, como sucede normalmente. En este sentido, para las personas que trabajan en un despacho u oficina la ergonomía se convierte en algo básico.

Es imprescindible una silla que se regule la altura, que tenga ruedas, con un respaldo acolchado y que cubra la espalda. También un reposapiés para aquellas personas que son de estatura más baja. Más imprescindibles son la temperatura ambiental, la iluminación, o el confort sonoro, o incluso, el orden y limpieza en tu espacio de trabajo.

La postura corporal, la gran aliada

“Los brazos y las piernas deben formar un ángulo de 90º. Si no es así puedes provocar una mala posición nada saludable para tu espalda”, explica Meritxell Millán, Técnico Superior de PRL de la empresa Prevengest, dedicada a la prevención de riesgos laborales.

“También es muy importante la altura del ordenador. Es recomendable ajustar la altura de la mesa y comprobar que el borde superior de la pantalla quede a la altura de los ojos, o algo por debajo”, añade Meritxell. Para ella una buena ergonomía es fundamental y, sobre todo, la postura a la hora de sentarse. Por lo que la mejor manera de hacerlo es cuando tus brazos y piernas forman un ángulo de 90º y tu espalda se apoya completamente sobre el respaldo, con los brazos apoyados en la mesa a unos 10 cm de distancia del margen.

No nos engañemos, pasar horas y horas sentado no favorece la salud, en el lado más extremo dificulta la circulación. El hombre no ha nacido para ser sedentario. Así pues, los expertos recomiendan hacer parones de unos cinco minutos cada hora y levantarse para ir al baño, beber agua o picar algo.

No todas las profesiones se ejercen sentado. Contrariamente a lo que se pueda pensar, estar sentado para el cuerpo humano es mucho más cansado que estar de pie, o desplazarse. Ya que la circulación sanguínea durante la postura sedente es lenta y nada saludable. Si se trabaja de pie es aconsejable poder apoyar uno de los pies en lugar más elevado, como un taburete, e ir combinando; o incluso trabajar no sobre el suelo, sino sobre una tarima o plataforma de madera.

Además de moverse también son útiles algunos ejercicios de gran simplicidad, pero que aportan buenos resultados. Por ejemplo los estiramientos cervicales, de tronco, cuello, muñecas, brazos y piernas. Muchos de ellos pueden encontrarse fácilmente en internet.

Aléjate de las comidas copiosas

¿Cómo recomiendan los expertos comer en el trabajo? La comida copiosa es mejor mantenerla lejos. Aquellos menús de dos platos, postre y botella de vino es mejor dejarlos para el fin de semana. Lo más recomendable es comer alimentos ligeros. Además de mucho líquido, como agua o infusiones. En algunos centros de trabajo se fomenta precisamente la buena alimentación, ofreciendo fruta a sus trabajadores.

Hay oficinas donde puede haber ruido ambiental, como puedes ser las fotocopiadoras, los faxes, los teléfonos sonando, las conversaciones entre compañeros, la radio, etc. “El disconfort sonoro es muy subjetivo. Si tienes que concentrarte es aconsejable alejarte de los ruidos ambientales en espacios diáfanos”, explica Meritxell Millán, Técnico Superior de PRL en Prevengest.

Pequeños detalles que mejoran tu rendimiento

Hay pequeños detalles y cambios que puedes hacer en tu día a día y que te reportarán grandes beneficios. Con los cambios tecnológicos las oficinas han sustituido los grandes ordenadores por portátiles. Esto deriva en algunos problemas para el trabajador que se ve obligado a forzar la postura inclinando la columna. Por eso, es aconsejable que para aquellos trabajadores que utilicen ordenador portátil deberán disponer de accesorios que les permitan tener una postura correcta, tales como: ratón externo, teclado externo, adaptador de pantalla en altura, además de no utilizarlos más de cuatro horas seguidas.

Sin duda alguna, tu motivación y salud se verán fortalecidas si te sientes a gusto en tu trabajo. “Cuanto más personalizado esté tu espacio más a gusto te sentirás. Una foto de tus hijos, tu taza de té, una planta…ayudan a que tu espacio sea mucho más agradable”, puntualiza Meritxell.

Buscar ofertas de empleo en Activo Laboral

0 comentarios sobre este artículo

ofertas de empleo de